Un balón caído del cielo

Todos nos sabemos. Pero inocentes, nos negamos a nosotros mismos. Sea en lo personal, mucho más en lo futbolístico.Hasta que llega el día de la verdad , de la final irrenunciable.Un balón caído del cielo. Cada uno es futbolista con su estilo,sus condiciones,sus pequeñas virtudes,sus enormes defectos.O no lo es. Pero finge serlo. Hay quienes, …

Atrapado

La primera vez fue cuando niño. Correteaba tras un balón en la Plaza. Imaginé una filigrana al modo Pelé. Pero caí, trastabillado, torpe. Estaba atrapado, ¡en mi propio cuerpo! Entendí que jamás sería capaz de realizarme. Pero al día siguiente volví a la Plaza. Volví a intentar la filigrana. Volví a caerme. Pero no me …

Prefiero un Getafe Osasuna

Hay cosas difíciles de tragar, de las más, un Getafe-Osasuna, el terruño y la distancia descontrolada junto con la salva de años confluyen para que uno se quede inmutable delante del televisor asistiendo dicho tormento pero pidiendo perdón a comentaristas, hijos y Brasil entero, lo bueno, su conversión en meme, dilucidando discusiones que no llevan …

¿Es igual sin público?

Sin el jolgorio de los graderíos, imposibilitados de recrear escenas para la galería, inutilizado el márketing, probablemente estemos, finalmente, recabando jugadores terrenales. Son lo que son, es lo que hay. Puro juego, una línea limpia donde la estrategia y el espíritu competitivo prima sobre la instauración de la adrenalina impostada de la representación, el jugador …

Punto final. Por el momento, algunas reflexiones

El Madrid cayó por inercia, un grupo envejecido e intentando repicar algo a lo que se le empieza a pasar el punto, peligro. No hay cosa peor que comparar a los jugadores con otros anteriores, o con su pasado, alarma. El Barcelona cayó con estrépito ante un rival acelerado y proveniente de una liga con …

¿Se necesita público en el fútbol?

Igual sí. Igual no. Cuando volvió la competición el desempeño general de los equipos fue el mismo del periodo anterior. Quien perdía, continuó haciéndolo, y aquellos que solían ganar, también. Esto nos lleva a pensar que la presencia de espectadores puede generar una energía adicional y complementaria al espectáculo, humanizándolo, agregándole color, además de un …

Fútbol sin gente

No pasa nada. Una cosa es la competición, otra el espectáculo, con gente, más importancia, sin gente, igual de competitivo. Pero aquí, como se habla según le va a uno, y jamás por los otros, (todavía no ha nacido un troglodita moderno que no anteponga sus intereses al del común, y peor, no los revista …

Sin fútbol, y con el peso de la existencia

Vivir sin fútbol es vivir consciente y a veces se torna necesario no hacerlo, principalmente desde el viernes por la noche hasta el domingo a la tarde. Los sueños de la razón producen monstruos decía Goya, y a fe que cuando nos llega el fin de semana para homenajear a la sinrazón, ese cataclismo futbolero …

Fútbol antisocial

Qué difícil hoy acabarse un partido de fútbol por la tele, su proliferación disminuye el interés y los aparatos electrónicos por primera vez en la historia restringen el carácter social a lo que antes generaba una congregación multitudinaria y espontánea. Los límites de las cosas son intangibles como los desastres del agua, lentos pero inapelables. …