Arquivo mensal março 2019

porespanaaqui

La zafiedad del carnaval y su gracia

Los desparramados blocos de carnaval nada tienen que ver con los intempestivos de antes que se generaban de la nada y recuperaban a los habitantes de los barrios ofreciendo espectáculo y hasta un cierto buen gusto en su pura zafiedad, recuerdo la parejita de viejitos que debían besarse en público a modo de peaje y la calle coreaba el famoso que se besen, que se besen, año tras año, hasta que un día el viejito se murió y eso se acabó, como se acabó la inclusión y llegaron los patrocinios y el negocio expulsó a la espontaneidad y la zafiedad perdió su gracia en forma de basura y pis, y los comercios tuvieron que sellar sus ventanas y puertas, levantar muros de madera en los angostos corredores de acceso para evitar riesgos y los habitantes de los barrios ya no se besaron más, sino que empezaron a desear que la lluvia se los llevara a todos y so se acabara cuanto antes mejor.